Tratamiento de hemodiálisis

Una pareja de adultos mayores sonriendo en las dunas de una playa en invierno

La diálisis es un tratamiento que reemplaza la función que realizan los riñones cuando estos no pueden llevarla a cabo. En Edinburg Regional Medical Center, se realiza una de las dos formas de diálisis que existen. La hemodiálisis utiliza una máquina para filtrar la sangre y eliminar los residuos nocivos.

Cuando los riñones están sanos ellos se encargan de limpiar la sangre y producir hormonas que mantienen sus huesos fuertes. En la hemodiálisis, una máquina y un filtro denominado el riñón artificial (o dializador) limpian la sangre. El dializador se compone de dos partes: una para la sangre y la otra para limpiar el líquido llamado dialisato.

Las dos partes están separadas por una membrana, lo cual permite que tanto las células sanguíneas como las proteínas permanezcan en la sangre, porque son demasiado grandes como para atravesar la membrana. Los desechos como la urea, potasio y otros fluidos pasan por allí y se eliminan.

Un tratamiento regular con hemodiálisis normalmente dura cuatro horas y se realiza tres veces por semana. Es posible que más de 20 millones de personas sufran de enfermedad renal crónica, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades

Programar una cita

Para buscar el médico adecuado, llame a la línea informativa y de reserva de South Texas Health System al 800-879-1033.​

Acceso para hemodiálisis

El acceso para hemodiálisis es la forma de llegar a la sangre para hacer la hemodiálisis. Este acceso permite que la sangre se dirija al dializador donde al pasar por el mismo se limpia. El médico puede crear el acceso de tres formas:

  • Fístula: se accede uniendo una arteria y vena en el brazo
  • Injerto: se accede usando un tubo blando para unir una arteria y vena en el brazo
  • Catéter: se coloca un tubo blando en una vena grande, normalmente en el cuello

Por medio de la fístula o el injerto, se colocan dos agujas en el acceso las cuales se conectan a los tubos que conducen al dializador.

El catéter se conecta directamente a los tubos sin necesidad de usar agujas.

La nutrición durante la hemodiálisis

Durante la hemodiálisis, deberá modificar la ingesta de determinados alimentos y limitar los líquidos. Es importante que cada día consuma la cantidad correcta de proteínas, calorías, líquidos y minerales. Consulte con su nutricionista para que le ayude a tomar las decisiones correctas respecto a su dieta.

Los siguientes consejos pueden ser útiles para su dieta:

  • Los vegetales frescos o congelados no contienen sal agregada. Sáqueles el agua antes de servir.
  • Las frutas envasadas normalmente contienen menos potasio que las frutas frescas. Sáqueles el agua antes de servir.
  • Los sustitutos no lácteos contienen poco fósforo y pueden reemplazar a la leche.

A fin de evitar la sal, se pueden usar muchas hierbas y especias para que la dieta sea más apetitosa. Consulte con su nutricionista para obtener una lista.

Buscar médico

Para buscar el médico adecuado, llame a la línea informativa y de reserva de South Texas Health System al 800-879-1033.​